jueves, 3 de agosto de 2017

¿Una cura para el corazón? ¡Sí!

« ¡Oh, gente! Les ha llegado el Mensaje de su Señor, que es un motivo de reflexión, cura para toda incertidumbre que hubiera en sus corazones, guía y misericordia para los creyentes.» (Corán 10: 57)

Desde su revelación al Profeta Muhammad (La Paz y las Bendiciones sean con él), dice Allah a los creyentes que el Corán mismo es una cura para los corazones, la recitación del Corán tiene efectos tranquilizadores para quienes lo escuchan (así no entiendan una palabra de árabe), y para quienes lo leen pueden encontrar consuelo en momentos de necesidad o angustia.

Mi primer encuentro con El Corán fue como en el 2010 y fue como una espinita que me quedó siendo "language partner" en un sitio web para aprender idiomas, en el cual yo ayudaba a otras personas a practicar inglés, así que un día cualquiera visitando a una amiga que trabajaba en una librería de mi ciudad le pregunté si vendían una copia en español, afortunadamente para mí, había una última copia; lo compré y comencé a leer.  Poco a poco se iba despertando un calorcito especial en mi corazón a medida que lo leía, el proceso duró varios meses en el cual paralelamente me encontraba replanteando mi vida debido esos puntos de quiebre que pasa uno de cuando en vez; también uno de mis "language partners" me ayudó con mi lectura resolviendo muchas preguntas que iban surgiendo, me compartió algunos audios para que escuchara cómo era recitado (es imposible no sentir cosas bonitas cuando lo escuchas, la calma, la tranquilidad se van apoderando de cada rinconcito del corazón con cada aleya). 

Entonces... ¿Cómo no perder eso que sentiste?

Una pregunta que uno siempre se hace y que tiene una fácil respuesta: Constancia e intención.
Cuando estamos en Ramadán uno de los retos más grandes que nos proponemos es leer todo el Corán en este sagrado mes, pero... ¿y el resto del año?
Lo más fácil puede parecer lo más difícil pero...  el secreto está en esas pequeñas acciones diarias, la intención, el para qué y para quién nace de tí, y el tener apoyo de una o más personas hace la tarea mucho más agradable.
Así que con unas hermanas en el mes de Julio comenzamos el reto de una página diaria, una hace el plan de lectura de la semana, otra de ellas es hafiza (alguien que ha aprendido todo el Corán de corazón, es decir: lo ha memorizado) así que ella se encarga de la parte de los audios, y otras dos ayudan con el material tanto del vocabulario como de compartir la foto de la página correspondiente del día.

¿Te animas a iniciar este mes?



Vamos!!!  Es una bonita manera de tener el Corán más cerca de nuestro corazón! (y una linda manera de obtener bendiciones!!)

Esta es la manera como yo llevo mi lectura diaria registrada en mi Bullet Journal (un sistema que más adelante les compartiré, me ha ayudado mucho a organizarme) abajo está el link del PDF imprimible de la tabla que ves a continuación (está a media carta, pero puedes imprimirla en una hoja carta también)



explicación de cómo funciona la tabla:


a) día y fecha del mes
b) anotas el nombre de la sura y las aleyas de la página del Corán que estés leyendo
c) anotas en esta columna la página del Corán donde están las aleyas que anotaste en la columna anterior



Otros enlaces: 
El Corán en español traducción comentada por ISA GARCIA
Audios de recitación en línea
Corán en árabe palabra por palabra (traducido en inglés)